LOS ALIMENTOS CRUDOS QUITAN EL HAMBRE